Arreglando un estropicio en la campana extractora. Toma nota


Me traigo un nuevo reto entre manos.
Ya en su día os enseñé cómo habíamos tuneado la cocina de la casa del pueblo, esa que tenía tanta roña como el palo de un gallinero.
 
Luego vinieron unas entregas de cómo había tuneado el baño para que os animárais a reformar el vuestro sin obras.
 
Mezclando un concepto y el otro, y sumándole una mudanza al apartamentito yonolotiraría nace un nuevo hilo en este blog, donde atacaremos el lavado de cara de una cocina muy…. Alcántara? (cualquier día me encuentro a Merche cociendo magdalenas).
 
La cuestión es que no me sobra tiempo y avanzaremos muy poco a poco, y de manera clandestina ya he hecho algún avance en ella:
-He sustituido unos bonitos visillos fruncidos por un estor.
-He instalado un lavaplatos (necesario para sobrevivir, un año sin él y casi muero).
 
A raíz de instalar el lavaplatos me surgió la fiebre “meto en él todo lo que quepa” y así es como fueron a parar directos los filtros de la campana extractora de la cocina.
También la tapa que los sostiene, total está muy roñosica y le vendrá bien, me dije convencido.
 
Al abrir el lavaplatos… argh! horror! cáspitas! carámbanos! (bueno, dije unos tacos que me escucharon de toda la provincia)
 
Los filtros estaban impolutos, pero la rejilla… era un total desastre. No sé si fue el propio lavaplatos o el litro de desengrasante que le tiré antes, pero… la pintura caía a pedazos!
 
He estado 2 semanas cocinando con esto así, viene sanidad y me chapa la cocina!
 

Esta mañana me ha dado por limpiar de nuevo la cocina, y la p%&$ campana seguía ahí, con su aspecto decadente y asqueroso.
 
Así que… al ataqueeee!
 
He empezado desmontándola de nuevo, los filtros han repetido sesión de balneario a 65ºC.
 
La maldita rejilla ha pasado por el fregadero y la he castigado de nuevo con desengrasante.
 

No contento con ello la he sacado a mi mesa de trabajo y la he impregnado bien con decapante para poder retirar mejor la pintura, aunque en algunas zonas salía con solo mirarla.
 
Una vez ha actuado el decapante he retirado con la espátula. Viendo la foto veo que no he sacado el lado sexy a mi mano, teniendo esta apariencia de las manitas de cerdo que vende Josep en su tienda.
 
 
 
Para retirar el máximo de óxido también la he lijado con la mouse.
 
Una limpieza a fondo con alcohol de quemar, para retirar los restos de polvo.
 
 
Finalmente era momento de pintar. Tenía mis dudas si para una campana no tenía que utilizar una pintura anticalórica, pero los chicos de Pintyplus me aconsejaron que no era necesario, pintando con un acrílico tenía suficiente y podía respetar la estética blanca. Les he hecho caso.
 
 
Al tratarse de una superficie metálica a la que hemos retirado la pintura no vendría mal una imprimación, pero lo mágico de este spray es que una primera capa muy finita actúa como ella.
 
Fijaros en la siguiente foto, no he tratado de cubrir a la primera, si no que he simplemente he rociado para crear un granulado.
 
 

 

Seca rapidísimo, y la siguiente capa, la que dará grosor y brillo la puedes dar en menos de 15 minutos (creo que he esperado 3).
 

Así de reluciente ha quedado tras la capa final. 
 
Truco del almendruco:
Tras dar la capa que creía final he visto algunos fallos, así que he esperado un rato a que secara y la he lijado suavemente.
He aplicado otra capa y el resultado ha sido mucho más pro. Esta técnica la podéis aplicar casi siempre que pintéis con spray.
 
 
Una horita al sol y la campana ya estaba lista para ser montada de nuevo en su sitio. 
Como nueva!!!

 

 

4 Comments

  1. Luruana

    Me he quedado alucinada… De momento la mía no está sin pintura, pero poco le falta porque cada vez que la lavo (yo no tengo lavavajillas) no aplico mucha fuerza por miedo a que se descascarille… Ahora el miedo se acabó, si salta… la pinto… Muchas gracias por el post… Por cierto, podrías indicar qué marca de pintura has utilizado… Gracias, de nuevo.

  2. Rosi

    Hola,una pregunta,le he echado a mi campana desengrasante y se ha comido la capa de acero ,se puede pintar? es toda la zona de arriba no por donde los filtros.Ha quedado con manchurrones por donde le he echado el espray.

  3. Empar

    Mi problema es que he rociado con desengrasante la campana por fuera( no lo se porque,se me fue la cabeza) se han quedado unos chorrones muy feos,la campana es negra, no se que hacer.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *